miércoles, 15 de octubre de 2014

Construyendo una nueva monotonía

Esta tarde me recordaron que hacía mucho que no actualizaba, que no contaba historias.
No es un capricho, ni dejadez, ni que ya no me motive  mi faceta de bloguera, pues no me imagino sin escribir. Estos días mi mente seguía haciendo entradas, pero yo no tenía tiempo de escribirlas, mea culpa, siempre.
Para mí la rutina es muy importante, me allana el camino y me permite disfrutar mucho más de pequeños momentos porque lo tengo todo organizado y busco la eficacia al máximo. Toca trabajar y en eso estoy.
Me comprometo a hacer lo posible para escribir una entrada cada día y espero que un hada revolotee muy cerca para inspirarme.

Hasta mañana.

2 comentarios:

  1. Espero que sí.

    Gracias Carlos Alberto por tu comentario.

    Saludos

    Josela

    ResponderEliminar